.

.

...

...
http://world-directory-sweetmelody.blogspot.fr/2013/08/special-page-blog-has-honor.html

martes, 29 de julio de 2014

UN MUNDO SIN SENTIDO


UN MUNDO SIN SENTIDO


Se ve incierto el futuro
Para esos seres aborrecibles
Que perdieron el sentido
Del uso de su sentido común:
 El sexto, que no es el de la intuición
Sino el sentido de la razón.


Nos enseñaron, de niños,
La importancia de cada uno:
Oído, olfato, sabor,
 Tacto y visión.
Para aquellos que tienen todos
Se les confiere el de la razón.
 
Los que gozan de los cinco
No siempre tienen razón.
Los explotan a su favor,
En pos de ganar una guerra;
Estrategas y estrategias
Planificando dolor.
 
Éxtasis con hedor a pólvora
Y el enérgico estruendo
Cuando toman el fusil,
Y sin interesar el blanco,
Jóvenes, viejos, embarazadas,
Jalan del gatillo y tiran con entusiasmo.
 
Exterminio sanguinario,
Campos de concentración,
El holocausto fue el horror
Para los que vieron morir
A sus hijos, a sus padres
A los amigos y vecinos.
 
Cuerpos inertes y degradantes
Con la identidad perdida,
La anatomía podrida,
Arrojados como carroña
En una fosa común
Sin la estrella de David.
 
Hubo supervivientes,
Sara, Josué, Moisés y Raquel,
Disgregados por el mundo,
Errabundos, muertos vivos,
Llevando en sus corazones
El estigma de ser judíos.
 
Concluyeron los cuarenta
Más llegaron los sesenta
¡Cuidado, hombres amarillos!
Ahora vamos por Corea, sin olvidar a Vietnam.
Cruentos avances urdidos por el imperio,
Tierras sembradas de miedo…
 
Los jóvenes de los setenta
Manifestaron su impotencia
Ante tanta prepotencia
Regalando flores con esencia Pachulí.
Eran los sucios mal vistos
Escupiéndole la cara a la ilustre sociedad.
 
Pero los hubo aquellos
Que no quisieron más divisiones,
Esgrimiendo su capacidad para recobrar el sentido:
Músicos, poetas, actores,
Universitarios y escultores,
Transitaron similares destinos
¡Desaparición o exilio!
 
Así aconteció el siglo Veinte:
Sesenta años violentos
Con una tregua de treinta,
Cada quien con su versión:
- Que algo habrán hecho.
- Que USA tiene razón.

No se contentaron los opresores
Con haber desolado a América.
Hicieron un pacto con Europa:
Irak, La Guerra del Golfo,
Las Torres Gemelas, Bin Laden…
En el nombre de la paz
Se adueñaron del petróleo.
¡Fueron tantas las aberraciones!
Bloqueos económicos,
Manipulación de la naturaleza,
Imposición de su bandera
Izada en tierras ajenas.
Greenwich despierta del letargo
Y los mira de costado.
 
Queriendo quedarse con todo
Se están quedando sin nada.
Agoniza el sueño americano,
La clase media se ahoga.
Y entre tanto desconcierto
Están soldando el cajón
Del imperio americano.
 
Parece que el sexto sentido
Toma protagonismo;
 La nueva generación monopoliza la razón
Hermanados en un sólo rugido
¡No más olvido ni perdón!


Octubre de 2011 (El mes de la ceguera)

6 comentarios:

  1. Hermoso post que nos invita a reflexionar, en un mundo donde anhelamos la PAZ.
    Te dejo un fuerte abrazo y cariños desde Perú.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este poema es un pretendido paseo por la historia violenta de nuestra humanidad. Te agradezco la visita, querida Nuria. Un beso y mil gracias.

      Eliminar
  2. Vaya! Qué no puedo verlo, amiga mía. Los YouTube, pocas veces se me abren. Seguro que está estupendo —a ver, si te es posible, presentas la letra debajo del video, para no perdérmelo—.

    Parabienes + Besos

    ResponderEliminar
  3. Querido Pichy, una pena que no puedas verlo pues he escogido imágenes muy representativas, sin olvidar la canción de J. Lennon, pero siendo mi fiel lector, y a pedido tuyo, acá lo tenés en versos. Un beso y muchas gracias por estar siempre en mi mundo.

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias, amiga, por esta deferencia.

    Dices muy bien, con mucho tino. Me recuerdas mi juventud —al mencionar a Lennon hacer referencia a los hippies, Viet Nam..—. Qué época aquella! Los jóvenes éramos rebeldes y teniamos sueños, utopías! Sigo escuchando la música de aquellos tiempos —y me lleno de nostalgia—. Ahora, todo es distinto, todo más material, Cuando aquello, todavía, las guerras se juestificaban...había cierto respeto por la opinión pública. Los europeos disfrutaban su ¨estado de bienestar¨; América se conmovía...aunque se logró poco; para toda la sangre que se derramó...
    Me ha gustado mucho.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo menos que te merecías, Pichy querido, pues yo sé que valorás mis humildes letras. Y sí, amix, cambiaron los nombres pero no las circunstancias. No quedan muchas esperanzas para este planeta, fijate hoy lo que está ocurriendo con Gaza, un horror. En fin, un paseo en versos por la historia sin fin. Besos!!!!

      Eliminar

Loading...